La gladiadora amarilla Sisi pasó a la banca este pasado lunes luego de perder contra Fátima, del equipo rojo. 

Con lágrimas y frustración, Sisi declaró que "no merecía irme a banca. Todo tiene solución, en algún momento tengo que volver. Soy una buena competidora", sostuvo. 

Sisi hizo un reclamo sobre la última competencia de ayer, porque según ella había llegado más lejos que Fátima. Pero el Sr. Juez explicó quién realizó mejor la competencia. 

Tags

Comentarios