Según Jane MacMurchy, especialista en animales y coordinadora de Animal Charity of Ohio, hay algunos motivos por las que el perro te sigue a todas partes. Los caninos son animales de manada y como sus dueños somos parte de su manada.

Los lobos fueron domesticados por la humanidad entre 20.000 y 40.000 años atrás, por lo que los perros han sido domesticados hace miles de años pero aún se consideran de un grupo como sus antepasados. Por lo tanto, la mentalidad de manada es la razón principal.

TAMBIÉN LEA: Video: Perro arruina la revelación del sexo del bebé

Cuando no hay otros perros a su alrededor, los humanos se convierten en su manada. Los expertos explican que su instinto genético también es lo que motiva a los perros a observarte de cerca y buscar contacto físico.

Los cachorros de pocos meses pueden aprender a leer señales sociales como lo harían con su madre biológica e incluso han desarrollado el denominado “ojo de cachorro”, con el que transmiten sus emociones a las personas.

En un hogar de varias personas, es probable que el perro se obsesione con una persona en participar. Habitualmente es con el cuidador principal, quien le da comida, juega e incluso lo regaña en ocasiones.

Los rasgos de la zara también juegan un rol importante en este asunto, ya que hay perros con tendencia de más cercanía a sus dueños. Son los clasificados en los grupos de trabajo o de pastoreo como Labrador Retriever, German Shepherd o Shetland Sheepdog, entre otros. Estos fueron criados de cerca con los humanos, por eso permanecen a su lado.

Cuando tu perro te sigue de repente a todas partes, esto puede ser también un signo de aburrimiento o ansiedad. Es importante estimular a la mascota, que habitualmente para encerrada en casa mientras el dueño se va al trabajo o realiza sus actividades cotidianas.

Las actividades estimulantes mentalmente pueden aliviar el aburrimiento y disminuir la ansiedad en su perro. Además, MacMurchy dice que es importante dedicar una cantidad constante de tiempo para crear vínculos con su perro como un simple masaje en los oídos, una caminata o un juego.

Comentarios