El llamado que había realizado el francés Alexis Dessard tuvo eco en la población que acudió hasta el lago Uru Uru para participar de la cruzada con el objetivo de limpiar este humedal de las botellas de plástico que todavía la cubren. Fue una jornada ardua en la que se retiró una importante cantidad de basura; sin embargo, aún resta mucho trabajo para concluir.

Con guantes en mano, overoles, rastrillos y bolsas, la población acudió desde la mañana para realizar la limpieza.

De esta iniciativa participaron al menos 500 policías, trabajadores municipales, ambientalistas y personas que llegaron desde diferentes lugares de Oruro.

“Estoy alegre, hay montón de personas, policías, juntas vecinales, gente la alcaldía. Falta mucho, estamos lejos de terminar este proyecto, faltan más personas los próximos días”, manifestó Dessard.

Había mucho entusiasmo entre las personas que se unieron a la cruzada. “He venido a aportar con un granito de arena, tanta basura generada, me da pena la inconsciencia de las personas”, señaló uno de los voluntarios.

Existe esperanza para recuperar el lago o al menos limpiarlo; sin embargo, también se pide consciencia de la población. “El Uru Uru no se limpia con un día, es un trabajo arduo, cada fin de semana y con apoyo de todos podemos lograrlo”, señaló otra persona.

Desde 'Bolivia, una gran nación', señalaron que la cruzada para limpiar el Uru Uru da una importante lección a los bolivianos pero también a las autoridades

Para reforzar esta iniciativa en favor del Uru Uru, la Alcaldía reforzará la  limpieza el 8 y 9 de abril. Se estima poder limpiar al menos siete de las 15 hectáreas afectadas por plásticos y botellas pet.

Sobre los desechos de las minas, la Alcaldía informó que ya existen proyectos en marcha para darle una solución.

Comentarios