Percy Fernández deja el cargo de alcalde de Santa Cruz, juró seis veces a este puesto durante su larga trayectoria política. Es recordado como un gran ingeniero, como el político que supo reproducir su poder sin importar quién lo rodeaba.

“Fue un tipo brillante”, opina el analista Carlos Valverde. Mientras que Jerjes Justiniano asegura que Percy “construyó probablemente casi toda la ciudad”.

Fernández, de profesión ingeniero civil, pasó por todos los cargos posibles en la ciudad antes de llegar a la Alcaldía. Fue parte del Comité de Obras Públicas, Cordecruz, el Comité pro Santa Cruz y fue ministro.

En los 90 llega a ser alcalde desde el Concejo Municipal e inicia toda una revolución municipalista que cambió la forma de gobernar en Bolivia.

Carlos Hugo Molina, especialista en municipalismo, asegura que el avance más significativo de Percy Ferández fue la ordenanza 2290, “que establecía un marco de referencia que en estos momentos podría ser considerada casi una Carta Orgánica”.

El urbanista Fernando Prado asegura que no se debe olvidar que Percy Fernández era ingeniero de profesión “entonces su visión fue lamentablemente más cuantitativa que cualitativa”, señala.

Tras tres gestiones exitosas como conflictivas, Fernández pierde en la elección con Jhonny Fernández beneficiado en ese momento por el voto póstumo luego de la muerte de su padre. A Percy le tomaría diez años volver al cargo.

En su regreso como alcalde de Santa Cruz hay diversos comentarios. El concejal electo Manuel Saavedra cree que la sombra fue quienes lo rodeaban. “Un entorno muy corrupto”, señala.

Para algunos, el Fernández del nuevo siglo fue más pragmático para mantenerse en el poder.

El politólogo Manfredo Bravo asegura que será recordado como un hombre “muy comprometido” con Santa Cruz y es sinónimo de modernidad.
El balance de su larga gestión son 49.826 obras, entre calles pavimentadas, escuelas, mercados y hospitales.

Los años y las enfermedades fueron apartando a Fernández de su cargo, operaciones, caídas, hicieron que el alcalde se aleje de su puesto y finalmente el riesgo de contraer el coronavirus lo obligó a pedir una licencia de la que no pudo regresar hasta concluir su mandato.

Así termina Percy Fermández su gestión, el hombre que fue seis veces alcalde, para muchos un camba auténtico que será recordado como el gran constructor de Santa Cruz.



Comentarios