El incremento de contagios en algunos municipios fronterizos de Brasil y ante la existencia de una nueva variante surgida en ese ese país, el Ministerio de Salud, informó que no se descarta aplicar mayores restricciones en estas zonas. Desde hace meses el tránsito entre Bolivia y Brasil no tiene restricciones.

No descartamos la posibilidad de tener que replantear o hacer mayores restricciones en fronteras”, manifestó Jeyson Auza, ministro de Salud.

Sin embargo, Auza agregó que no se puede hablar de  una nueva cepa en Bolivia, mientras no se realice la confirmación a través de pruebas que han sido enviadas en laboratorios cuyos resultados se podrán conocer en dos semanas.

El ministro señaló que se ha movilizado a tres especialistas en terapia intensiva, 40 médicos brigadistas, 517 tanques de oxígeno, pruebas y vacunas en las zonas afectas.

“Al notar la elevación de casos en Guarayamerín y Riberalta hemos tomado acciones de manera inmediata”, aseguró el ministro.

Tras detectarse en la ciudad amazónica de Manaos a finales de 2020 una nueva variante del coronavirus, muchos países cerraron el paso por aire y tierra a viajeros de Brasil en un intento de frenarla; sin embargo, en Bolivia el tránsito desde y a ese país es libre desde hace varios meses.

Comentarios