Pese a las dificultades que le ha tocado afrontar a tan corta edad, Herland Elías no pierde la esperanza que su situación mejore. Este adolescente que perdió a sus padres muy joven, vive en una casita de perros que se encuentra en un paseo público en La Paz. Sueña con ingresar a la universidad.

Apenas entramos con mi perrito Dumbo, no me puedo estirar bien”, señaló Herland, mientras apuntaba la casita de perros donde pasa las noches desde hace cinco días.

Herland es huérfano, perdió a sus padres cuando aún era niño, motivo por el que vivía junto a sus tíos; sin embargo, decidió salir de ese hogar, por un motivo que prefirió no detallar.

Caminó desde El Alto hasta la ciudad de La Paz en compañía de Dumbo. Un día que hacía mucho frío observó que en la plaza Bolivia había instalada la casita de un perro, donde decidió cobijarse de las bajas de temperaturas.

Le puse un plástico a la puerta, hacía mucho frío”, señaló Herland.

Algunos vecinos de la plaza Bolivia se percataron de la presencia de los dos visitantes en el barrio y tras conocer la situación del adolescente decidieron colaborar con calzados y un poco de ropa.

Pese a las adversidades Herland, el sueña con ingresar a la universidad. “Me gustaría estudiar gastronomía o derecho”, señala con firmeza el adolescente. Su objetivo es mejorar sus condiciones de vida.

Herland considera que toda ayuda para alcanzar su sueño es bienvenida. Quienes deseen brindarle apoyo pueden encontrar a esta adolescente en la plaza Bolivia.