Este viernes Warnes cumple 101 años, en medio de una crisis política, de salud y de aseo urbano. Tres alcaldes asumieron desde diciembre de 2019 hasta la fecha. Las cuentas del municipio están congeladas por lo que no hay sueldos para estos sectores.

Dos bandos se disputan el sillón municipal, en un año tres alcaldes asumieron el cargo de manera interina. Juana Araúz, de Paz y Progreso asumió tras los conflictos de 2019, renunciando a fines de octubre. Dos concejales del Movimiento Al Socialismo pelean el cupo, Vanesa Uriona y Benedicto Choque.

Los grupos se enfrentaron en varias ocasiones, ambos dicen ser apoyados y nombrados por el Concejo Municipal. Los negocios particulares alrededor de la Alcaldía se mantienen cerrados por las constantes peleas.


El Concejo no sesiona, no se puede realizar trámites, no hay obras públicos, el aseo urbano está suspendido. Además de que no avanzan en el trámite para entregar una canasta estudiantil como lo vienen entregando otros municipios.

NO COBRAN

Son 500 trabajadores municipales afectados sin sueldos desde hace cuatro meses, las cuentas están congeladas. Piden a las autoridades trabajar en bien de la población ya que necesitan el pago de sus salarios para mantener a sus familias.

SIN ASEO URBANO Y SIN HOSPITALES

Dentro de los trabajadores que no pueden cobrar sus salarios está el grupo de aseo urbano, que tampoco está realizando labores y las calles están con bolsas de basura que causa un mal olor y un mal aspecto.

El sector salud está paralizado, cuentan que no hay remedios ni para dar atención en emergencia. No hay alimentación, ni gasolina para las ambulancias. Los especialistas se están retirando por la falta de pago y 10 trabajadores ingresaron en huelga de hambre, en principio, por 24 horas.

Comentarios