Este miércoles se cumple el tercer día de bloqueo en la avenida Blanco Galindo, en Cochabamba, donde los padres de familia del municipio de Quillacollo instalaron la medida exigiendo la firma de los contratos para la dotación del desayuno escolar.

Al bloqueo, que está instalado en el kilómetro 11 de la avenida Blanco Galindo, se le sumó el sector transporte, trufis y taxitrufis.

Según el presupuesto de la alcaldía quillacolleña para este año es de Bs 15 millones, tres millones menos que en 2020. Además aseguran que la reducción tiene que ver con un recorte presupuestario desde el nivel central y un bajón en la recaudación de impuestos.

Padres de familia piden la firma del contrato del desayuno escolar, donde se especifique la dotación de los alimentos durante 190 días.

 

Comentarios