Manchester City y Chelsea chocan este sábado desde las 15:00 con el objetivo de lograr la gloria en la final de la Champions League. Se trata de dos equipos ingleses en busca del trofeo más importante a nivel de clubes en Europa. Cada uno de mostrará todas sus fortalezas para alcanzar el objetivo: levantar la 'Orejona'.

Manchester City muestra una defensa sólida, que bajo presión busca el inicio del proceso defensivo en campo contrario.

El City en lo ofensivo realiza ataques combinado, con búsqueda del control de juego. Entre sus destrezas está la profundidad ofensiva, máxima movilidad y aprovecha bien los espacios entre líneas.

Por su lado, el Chelsea trabaja en una defensiva en bloque medio, con una posición plegada en medio campo y líneas juntas. El objetivo de Thomas Tuchel es cerrarlas vías de penetración evitando la progresión ofensiva del adversario.

Mientras que la ofensiva del Chelsea es realmente peligrosas, ya que juega permanentemente al contra ataque, busca la profundidad en case de utilizar la sorpresas tras el robo del balón.

Entre las características del cuadro azul está la libertad de sus laterales, que generan ocasiones de peligro por la banda con una gran cantidad de duelos individuales.

Comentarios