Cristiano Ronaldo pidió disculpas tras haber tirado el celular de un adolescente de 14 años al golpearle en la mano, cuando abandonaba el terreno de juego, después de la derrota de Manchester United ante Everton (1-0) en Goodison Park en la Premier League.

"Nunca es fácil gestionar tus emociones en momentos difíciles como los que vivimos", escribió el portugués en Instagram, después de que las imágenes del incidente se difundieran por las redes sociales.

"Sin embargo, siempre debemos ser respetuosos, tener paciencia y dar ejemplo a los jóvenes que aman este bonito deporte. Quería disculparme por mi momento de enfado y, si es posible, me gustaría invitar a ese aficionado a venir a ver un partido a Old Trafford, como señal de fair-play y espíritu deportivo", añadió.

En tanto, la madre del muchacho, con diagnóstico de autismo y dispraxia, indicó a la prensa que su hijo tenía un hematoma en la mano y que el incidente le dejo "en shock".

“Filmó a todos los jugadores del United caminando. Y luego bajó el teléfono porque Ronaldo se había bajado el calcetín y le sangraba la pierna. Bajó el teléfono para ver qué era, ni siquiera habló. Ronaldo simplemente pasó caminando, con un temperamento terrible, y le arrancó el teléfono a mi hijo de la mano y siguió caminando”, explicó, citada por medios internacionales.

Tras la derrota, el Manchester United es séptimo, a seis puntos de los puestos que clasifican a la Liga de Campeones.

Comentarios