El técnico de Oriente, Erwin Sánchez, protagonizó un incidente al término del partido que jugaron anoche (miércoles) el elenco refinero y Real Santa Cruz. 

'Platiní' se enfrascó en una discusión con un personero de la empresa de televisación que le solicitaba ceda a uno de sus jugadores para que cumpla con la entrevista fijada al jugador destacado.

Sánchez tuvo que ser contenido por su cuerpo técnico para evitar que se vaya 'a las manos' con el funcionario que se limitaba a pedir se cumpla con el contrato firmado por todos los clubes que están en la obligación de dar entrevistas al finalizar un encuentro deportivo.

Al final el técnico, visiblemente molesto, se retiró del gramado de juego en el que su equipo había logrado una victoria ante el albo por 3-2.