Las imágenes de la jugadora de la selección femenina de la sub 20, Judith Herrera, que juega con el número 2, usando una camiseta con un parche  durante el partido ante Paraguay en el Sudamericano en Chile, generaron críticas en redes sociales. La delegación salió a explica lo sucedido.

“Lastimosamente como en la lavandería se lava a alta temperatura, se despegan la numeración y los nombres de las camisetas. Se vio la forma de solucionarlo a lo rápido porque teníamos otro partido por la tarde”, indicó la encargada de utilería en una conferencia en conjunto con el director técnico y las jugadoras.

Mostrando otras prendas con los números desprendidos, la encargada indicó que se decidió estampar nuevamente la indumentaria de la jugadora, pero la persona que hizo el trabajo añadió un número.

“La persona que tenía que arreglarlo, aumentó un número, entonces para solucionarlo tuvimos que poner un parche y ya con autorización de las arbitras para que pueda jugar con ese parche”, señaló.

La jugadora Herrera entró al campo de juego con un parche verde, las imágenes generaron repercusiones negativas y el entrenador Pablo Canabillas vio “complot” y que se pretendió “ensuciar las carreras” de las jugadoras.

“Nos preocupa de manera muy personal, y creo que habló a nombre de esta delegación, sobre toda la guerra mediática que se ha venido realizando en estas últimas semanas no solamente difamando y dañando la integridad de mi cuerpo técnico y de las jugadoras. Se ha hecho una campaña de complot y una campaña sucia para ensuciar la carrera profesional de muchas acá”, indicó Canabillas.

Comentarios