Jhasmani Campos se hizo viral en las redes sociales y no precisamente por un gol como los que marcaba en sus mejores momentos. Esta vez cometió una falta y propinó una patada que originó su expulsión, pero que quedó grabado y fue blanco de críticas.

El volante de Independiente Petrolero de Sucre había cometido una falta sobre Leonel Justiniano,en el partido que su equipo perdió contra Bolívar por 0-3 este sábado en el estadio Patria de la Capital del Estado.

Cuando Justiniano cayó por una falta mínima, el volante le recriminó y lo acabó pateando a la altura del estómago, cuando éste estaba en el piso.

“Pucha, me movieron las tripas”, escribió el volante de Bolívar, que se tomó el hecho con humor. 


Comentarios