Algunos destellos de Lionel Messi no le alcanzaron a Argentina para salir de un tono apenas discreto ante Chile en la reanudación del premundial sudamericano.

No fue el mejor homenaje a Diego Maradona, cuya figura lucieron en su camiseta los jugadores de la Albiceleste.

Su heredero, Lionel Messi, sigue actuando en soledad y no alcanza a formar una sociedad con jugadores de jerarquía como Angel Di María, Lautaro Martínez, entre otros.

Ese andar en solitario se expresó en las tres únicas jugadas de riesgo de Argentina: el gol de penal, un tiro libre que descolgó Claudio Bravo y otro disparo a partir de un balón parado que impactó un ángulo de la portería.

Ángel Correa, flamante campeón con el Atlético de Madrid, fue una compañía cómoda para el ídolo argentino aunque no alcanzó para desnivelar.

Chile encontró lo que buscó en el debut de su seleccionador, el uruguayo Martín Lasarte, pero la Roja está muy lejos de los días de gloria con su generación dorada, que este jueves estuvo huérfana de su ídolo Arturo Vidal, hospitalizado con Covid.

Otro integrante de esa camada irrepetible para Chile, Alexis Sánchez, fue el autor del gol de la Roja, que sigue apremiado con cinco puntos en el sexto lugar de la clasificación, fuera de cualquier opción para sacar boleto a Catar-2022.

Argentina (11 puntos) sigue cómodo en el segundo lugar, detrás de Brasil que el viernes cierra la fecha recibiendo a un empinado Ecuador en Porto Alegre.






Comentarios