Lionel Messi entrenó este martes con Argentina en Caracas de cara al partido del jueves contra Venezuela en la clasificatoria sudamericana del Mundial de Catar-2022, con el eco de su debut con su nuevo club, el París Saint-Germain, el fin de semana.

Messi llegó a Caracas la madrugada del martes junto a sus compañeros en el PSG Ángel Di María y Leandro Paredes, con lo que el seleccionador albiceleste, Lionel Scaloni, completó la nómina de 30 futbolistas que convocó para la triple fecha premundialista frente a Venezuela, Brasil y Bolivia.

"¡Messi, Messi, Messi!", corearon decenas de aficionados congregados a las puertas del hotel de concentración de Argentina cuando el equipo de Scaloni abordó dos buses para el traslado al Estadio Brígido Iriarte, lugar de la sesión de prácticas, realizada a puerta cerrada en la tarde.

La multitud alzaba teléfonos celulares en busca de una foto del flamante fichaje del PSG.

El compromiso frente a la Vinotinto, que se disputará en otro escenario deportivo, el Olímpico de la UCV, será el primero de Messi después de salir del Barcelona, su club de toda la vida, para incorporarse al cuadro parisino a los 34 años. Llega al mismo tiempo con el impulso de su primer título con la selección mayor albiceleste, la Copa América-2021, en julio pasado.

"Hola capitán"

Messi se estrenó con el PSG el domingo al entrar como suplente en el minuto 66 en lugar de Neymar, en una victoria 2-0 de su nuevo equipo ante el Reims, con doblete de Kylian Mbappé.

"¡Plantel completo! Hola capitán, hola Fide, hola Lea. ¡Che, ya estamos todos!", publicó temprano la cuenta oficial de la selección argentina en redes sociales con fotografías del astro del PSG y sus colegas entrando con un tapabocas negro al hotel del seleccionado albiceleste después de haber aterrizado en el aeropuerto internacional de Maiquetía, a unos 45 minutos de Caracas por carretera.

El grueso del plantel argentino había arribado el lunes, entrenando ese mismo día en el complejo del club local Deportivo La Guaira.

El domingo, Argentina había trabajado solo con dos jugadores: el portero Franco Armani y el extremo Julián Álvarez, los únicos integrantes del plantel que militan en la liga argentina, ambos con River Plate.

Paredes y Cristian Romero están suspendidos para el encuentro contra Venezuela por acumulación de tarjetas amarillas.

Otras figuras claves para el esquema de Scaloni como Nicolás Otamendi, Rodrigo De Paul o Giovani Lo Celso están apercibidos, por lo que el entrenador podría reservar algunas piezas para el clásico contra el Brasil de Neymar.

Con 12 puntos en seis presentaciones, Argentina escolta en la clasificatoria sudamericana al líder Brasil, que acumula 18. Venezuela, que estrena entrenador con el interino Leo González, ocupa la novena casilla con cuatro unidades, las mismas que el colista Perú, pero con mejor diferencia de goles.


Comentarios