Hay una demora para la carga de diésel lo que se refleja en largas filas de vehículos en diversas estaciones de servicio de La Paz y Cochabamba, pese a que las autoridades de Gobierno señalaron que no existe un desabastecimiento.

Choferes de varias flotas y camiones del transporte interdepartamental, tuvieron que dormir en sus motorizados para ganar un espacio que les aumente la posibilidad de recargar el combustible.

Una de las estaciones más concurridas, en La Paz, es la de la avenida Montes considerada de gran tráfico de vehículos livianos y pesados por ser un punto de abastecimiento cercano a la Terminal de Buses de La Paz .


“Ya no se puede trabajar, en todo lado no hay combustible, este es el surtidor donde más avanzaba las filas, pero ahora estamos sufriendo. Estoy desde las 3 de mañana, desde hace una semana atrás esta la escasez”, dijo un conductor a Unitel. 

En la ciudad de Cochabamba el panorama es similar, uno de los principales puntos de abastecimiento del combustible amaneció nuevamente con filas de vehículos de alto tonelaje.

Aproximadamente, unas cinco cuadras de fila de flotas y camiones amanecieron en la estación Cochabamba. 


“Hemos dormido toda la noche, no nos dijeron nada, solo que se acabó el combustible, yo tengo que dirigirme hasta La Paz pero no hay movimiento por el diésel, nos dijeron que llegará a las seis de la mañana pero no hay nada”, dijo un conductor a Unitel. 

Por su parte, en Santa Cruz también los conductores expresaron su preocupación ante el desabastecimiento en los principales surtidores de la capital cruceña.

 



Comentarios