Tras el anuncio del recién posesionado ministro de Desarrollo Productivo, Remmy Gonzales, sobre la suspensión de las exportaciones de carne, desde la Confederación de Ganaderos de Bolivia (Congabol) manifestaron que mientras no haya un decreto oficial no fijarán una posición; sin embargo, señalaron que se exporta menos del 10% de la producción. Los ganaderos también piden a las autoridades cuidar la integridad de quienes vayan a los mercados a abastecerse de carne y de quienes vayan a comercializarla.

Ante el anuncio de los carniceros de que no comercializarán el producto durante cinco días, el presidente de Congabol pidió a las autoridades resguardo para aquellas personas que decidan continuar comercializando el producto, pero también para la población que acuda a los centros de abastecimiento.

“Respetamos que un gremio pueda tener su derecho a la protesta, está garantizado, pero llamamos que el sector no genere un clima de zozobra y desabastecimiento. (...) Llamamos a las autoridades para que garanticen el acceso irrestricto a los mercados y la población no tenga que pasar zozobras”, señaló Díaz.

Con cuadros en la mano, Diaz mostró que no existe un incremento abrupto en los productos cárnicos. Agregó que a lo largo del año existen fluctuaciones por temporalidad, como ocurre con otros alimentos agrícolas.




Hay oscilaciones en todos los productos de la canasta básica, eso no habla de escasez, es una condición normal y tiende a encontrar su equilibro. Eso sucede a lo largo del año”, señaló.

Agregó que el reporte de marzo del Observatorio Agroambiental y Productivo del Ministerio de Desarrollo Rural y Agropecuario establece que los diferentes cortes de carne están siendo comercializados de manera estable en todas las capitales del departamento y en la ciudad de El Alto.

Congabol explicó que el año pasado se envió a faenar 1.350.000 cabezas de ganado. El cálculo con los frigoríficos de exportación es que alrededor de 130 mil cabezas fueron destinadas a mercados externos, es decir menos del 10%.

Es falso decir que por esa cifra hay desabastecimiento cuando el 90% va al mercado interno, es una posición sesgada e interesada”, manifestó Alejandro Díaz, presidente de Congabol.

Díaz explicó que con esa exportación se logró ingresar $us 100 millones país. 70 por el tema de la carne, 20 por productos lácteos y 10 por el cuero. 

Desde Congabol se garantizó que solo el excedente que genere esta actividad y permita incentiva la inversión y el desarrollo de una mayor y mejor producción será exportado. “No habrá faltante en la mesa de los bolivianos, la carne estará a un precio predecible y estable.”

Sobre las palabras del ministro de Desarrollo Productivo, Remmy Gonzales señaló que mientras no haya un documento oficial, Congabol no asumirá una postura; sin embargo, recordaron que la búsqueda de mercados externos fue una tarea mancomunada entre la empresa privada y el Gobierno.

Comentarios