Cerca de las 16:00 horas de este pasado jueves se registraba una gran fila de personas que buscaban poder ingresar a la Feria Internacional de Cochabamba (Feicobol) en su primer día, existía una gran expectativa por parte de la población tras un año de ausencia.

La primera persona que se encontraba en la fila era un joven de 20 años, Luis Durán, quien manifestó su emoción por poder ser parte de esta actividad y vivir esta experiencia por primera vez.

Personal de la Servicio Departamental de Salud (Sedes) estuvo presente en todos los ingresos al campo ferial con el fin de poner orden y hacer que se cumplan las medidas de bioseguridad.

Lee también: Arranca la Feicobol 2021 con la premisa de contribuir a la reactivación económica

La ciudadanía pudo ingresar a la feria pasadas las 18:15 horas, donde se mostraban entusiastas de poder ser parte de la versión 37 de la Feicobol.

Muchos manifestaron que les pidieron su carnet de vacunación, distanciamiento social y el uso del barbijo para poder ingresar.


Luego de observar gran parte de lo que se pudo exhibir en los diferentes stands, el público dio un balance positivo de lo que la feria tiene para ofrecer este año.

La Feicobol inició con pie derecho esta nueva versión, su actividad se extenderá hasta el próximo 7 de noviembre.

Comentarios