Para el Instituto Boliviano de Comercio Exterior (IBCE) son dos los grandes problemas que se han registrado en este último tiempo para que el precio del trigo y de la harina de trigo sufriera un incremento considerable a nivel mundial.

El gerente del IBCE, Gary Rodríguez, señaló que la invasión rusa a Ucrania y el cambio climático son dos problemas detectados.

Debido a la invasión rusa, Ucrania no ha podido exportar el trigo y el maíz que tiene almacenado desde hace poco más de tres meses, ya que Rusia bloqueó la salida de cargamento hacia el mar Negro. El país afectado tiene poco más de 25 millones de toneladas almacenadas.


 

Mientras que el cambio climático, por las sequías, afectó a mercados como Estados Unidos, China y la India, desde donde anunciaron que no exportarán el grano a otros mercados.

Según el registro que tiene el IBCE, son más de 100 millones de dólares los que se utilizaron en la última temporada para importar trigo y harina de trigo, principalmente desde Argentina.

“Ni el contrabando podrá salvar ahora, porque el precio está caro en todo el mundo”, sostuvo Gary Rodríguez.

En los mercados de Santa Cruz de la Sierra, el precio del quintal de harina de trigo nacional está en Bs 260, lo que antes compraban en Bs 220, señalaron compradoras durante esta semana.

Comentarios