Juanito Lima es un agricultor de la provincia Florida que se levanta antes de que salga el sol y labra la tierra con su azadón para cultivar papa y otros productos.

Mi padre fue agricultor y con esto crié a mis tres hijos”, dice esta persona  que viene de tres generaciones de agricultores y lleva más de 40 años produciendo hortalizas en la comunidad Bella Victoria.

El trabajo de Juanito sin embargo, al igual que el de otros 10.000 productores, ahora se ve amenazado con mayor fuerza por el contrabando de papa en las tres provincias de los Valles cruceños: Florida, Vallegrande y Caballero, que cada año cultivan 24 mil hectáreas de este tubérculo.

Para poder cavar la tierra y sacar el producto los agricultores deben invertir en riego, fumigación, fuerza de trabajo y transporte para llevar su producción al mercado.

¿Pero, cómo es que la papa traída desde otros países afecta a la producción local? El IBCE, explica sobre los rendimientos haciendo una comparación de la papa de los Valles con la de Argentina y Perú.

Para conocer más detalles sobre este tema te invitamos a ver el siguiente reporte especial:

Comentarios