La jornada de ese lunes se reportaron largas filas en surtidores de la ciudad de La Paz donde varios vehículos del transporte pesado aguardan en los alrededores.

Durante un recorrido realizado por la red UNITEL en diferentes estaciones de servicio de la Sede de Gobierno, se pudo evidenciar que los conductores esperan un tiempo prolongado para cargar diésel a sus motorizados.

Los chóferes señalan que el abastecimiento es lento por lo que hay quienes aseguran deben esperar por más de tres horas para cargar el combustible, por lo que se sienten perjudicados puesto que se ven impedidos de realizar sus actividades.

Otros conductores afirmaban que algunos surtidores no cuentan con diésel, sin embargo, continúan en el lugar a la espera ya que requieren del carburante.

En la ciudad de Santa Cruz no se reportó de ninguna fila en las estaciones de servicio.


Comentarios