Hay una falta de harina y se ha elevado el precio de algunos insumos que son esenciales para la elaboración del pan, así lo denuncia el presidente de los panificadores artesanos, Dandy Mallea, que espera se ejecute un plan de importación del producto detallado para evitar una escasez y se garantice el abastecimiento interno.

El dirigente reclama que hay "una persecución" en contra de quienes han venido reclamando la entrega de la harina a Emapa y que con ello se han visto perjudicados, señalando que solo un 30% de los miembros de este sector "es bendecido", mientras que el restante 70% debe buscar este producto en el mercado.

Puedes leer: Cañeros y Gobierno acuerdan crear comité que tratará ajustes al DS 4680 que regula exportación

Dentro de las dificultades, Mallea también puntualiza que hay un incremento en otros insumos como la manteca -pasó de Bs 180 a Bs 220 la lata de 17 kg- y el quintal de azúcar que tiene un valor de Bs 175 (antes era Bs 140).

"Según información que se maneja, (el Gobierno) va a importar una cantidad de 10.000 toneladas de harina. Eso tendría que ser, de alguna manera, para saciar la necesidad de los panificadores. Todos tenemos que compartir", dijo.

Actualmente, según la Confederación Nacional de Panificadores Artesanos, el grueso de los panificadores depende de la harina que se comercializa en los mercados y que llega a costar hasta 220 bolivianos por lo que esperan que con la importación, este monto se reduzca a por lo menos 200.


Comentarios