Luego del acuerdo al que llegó, este pasado martes, el sector de comercializadores de carne de res y el Gobierno nacional para no incrementar el precio de este producto; pudimos constatar que por segundo día consecutivo la venta en los mercados de Santa Cruz continúa con el precio elevado para el consumidor.

Durante un recorrido por el antiguo mercado Abasto, se observó los letreros en los diferentes puestos de venta donde se evidencia que el kilo de carne de primera se encuentra entre los 37 y 39 bolivianos.

Ante una consulta con algunas de las vendedoras estas afirman que el precio continúa elevado debido a que ellas compraron el producto cuando aún estaba con el incremento, por lo cual no pueden perder.

Nosotros vamos a tener que subir si o si el kilo de carne, porque la verdad es que sigue llegando caro, y tienen que tomar en cuenta también que nosotros perdemos. Porque no viene así limpio como está aquí, nosotros limpiamos y hacemos el corte, sacamos el hueso, entonces entramos en pérdida”, aseguró una comercializadora.

Lee también: En Cochabamba realizan controles de la venta de carne para evitar especulaciones


La carne de segunda y otros cortes rodean los 28 a 30 bolivianos, lo cual causa molestia en los clientes que llegan hasta estos diferentes centros de abasto.

Durante las primeras horas, no se pudo evidenciar gran presencia de compradores en estos lugares como se acostumbraba, sin embargo, si se registra gran cantidad de carne a la venta.

Comentarios