En las últimas horas se hizo viral un video en el que se ve a una trabajadora de EMSA (Empresa Municipal de Aseo) fumigar la plaza principal de Cochabamba de una manera muy peculiar: lo hizo ¡al ritmo del Salay!.

Carla es el nombre de la protagonista, una joven que realiza sus labores diarias con mucha energía, destacan sus compañeros, y que pese a las circunstancias por las que se atraviesa en el departamento por la pandemia, ella no pierde la sonrisa y su alegría.

Carla estuvo este martes en La Revista y allí resaltó que pertenece a una fraternidad de baile. Contó que ayer (lunes) cuando iban a iniciar su jornada de trabajo, una fraternidad se hizo presente y ella al escuchar el ritmo de la música empezó a bailar.

“Como era aniversario del Salay ayer, vino una fraternidad y yo empiezo a sacudir la cabeza cuando tocan, y mi jefe me dice ¡baila en el mismo lugar! Y yo me pongo a bailar, me ve mi licenciada de comunicación y me dice: ¡ven bailando!, y bueno yo voy o no voy, y bueno fui”, contó Carla a la red Unitel.

La joven de 27 años afirmó que ella trata de mantener su ánimo positivo, por lo que su constante energía se contagia a todos sus compañeros de trabajo de la Empresa Municipal de Servicios de Aseo (EMSA) que también le pusieron buen ritmo a esta mañana y bailaron, no solo Salay sino caporales y muchos ritmos destacados del folclore boliviano.

Carla pidió a las personas mantener el optimismo y alegría frente al Covid-19, ya que muchos han perdido a sus seres queridos, la joven entre lágrimas contó que ella perdió a su papá debido a esta enfermedad el pasado mes de enero, pero pese a ello, trata de mantenerse fuerte y continúa adelante.

Comentarios