El Barcelona (5º) ganó 3-0 al Levante (17º), este domingo en el Camp Nou en la séptima jornada, con Ansu Fati marcando el tercer gol tras haber saltado al campo después de once meses sin jugar debido a una fractura del menisco de la rodilla izquierda.

Tras 322 días de baja y cuatro operaciones, Ansu Fati regresó con una gran ovación en el minuto 81 luciendo el emblemático 10 que dejó Lionel Messi. El futbolista tuvo el detalle de abrazarse a todo el equipo médico azulgrana antes de saltar al césped con una gran sonrisa.

'¡Es increíble!'

Solo nueve minutos después, encontró un balón casi en el medio campo, dribló a un rival y golpeó con calidad desde fuera del área para lograr el 3-0. Acudió al banquillo para dedicar al gol a los doctores.

TAMBIÉN LEA: ¿Cortocircuito en el PSG? El enojo de Mbappé con Neymar: "Nunca me la pasa"

"No me imaginaba un regreso así, pero nos queda mucho por recorrer. Quiero agradecer a los doctores y a los fisios, y a todos los aficionados. ¡Es increíble!", dijo la esperanza azulgrana nada más finalizar.

"Me acordé de mi familia, que ha sufrido estos meses. Intentaré sumar en lo que pueda, intentaré estar disponible y trabajar para poder ayudar", añadió.

El internacional español, que debutó como profesional con 16 años, devuelve la ilusión a un Barcelona en depresión desde la salida de Lionel Messi al PSG en agosto, una situación agravada por los malos resultados del equipo y que había puesto en entredicho la continuidad de su técnico Ronald Koeman.

Antes de Ansu Fati, habían encauzado la victoria azulgrana los holandeses Memphis Depay (7 de penal) y Luuk De Jong (14).

Con esta victoria el Barcelona suma 12 puntos, quedando a cinco del líder Real Madrid, que el sábado igualó sin goles en casa ante el Villarreal (11º).

Dos juveniles junto a Busquets

Koeman, que en las ultimas semanas ha repetido un mensaje muy claro sobre el nivel de su plantilla, "es lo que hay", decidió dar la titularidad a dos juveniles Nico y Gavi, de 19 y 17 años -primer y segundo partido en el once respectivamente-, como escuderos del capitán Sergio Busquets. Estuvieron a la altura, multiplicando los pases peligrosos hacia los delanteros.

También destacó Busquets, así como el lateral izquierdo Serginho Dest.

Frente a un adversario muy tierno, los azulgranas multiplicaron las ocasiones, a imagen de un Memphis que falló varias en la segunda parte debido al cansancio.

La entrada de Ansu Fati fue el colofón a una plácida tarde y la mejor manera de afrontar un mes decisivo: El miércoles el Barcelona visita al Benfica en la Champions y luego se cita con Atlético y Valencia en la Liga, de nuevo choque europeo ante el Dynamo Kiev y finalmente el primer Clásico del curso, ante el Real Madrid el 24 de octubre.

En el otro partido disputado este domingo, Osasuna (7º) ganó 3-2 en la cancha del Mallorca (12º).

Comentarios