Un duro examen en su afán por avanzar en la clasificatoria sudamericana al Mundial de Catar-2022 rendirá Argentina, con Lionel Messi recuperado de un golpe en un tobillo, frente al oficio y el poder de dar batalla de Paraguay.

'La Pulga' rosarina se entrenó sin dar señales de molestias. "Para nosotros está apto para jugar los dos partidos", dijo este miércoles el DT argentino Lionel Scaloni, a quien los cuidados físicos del astro le habían quitado el sueño.

Incluso con el capitán de la Albiceleste en plenitud, la Albirroja será como siempre un hueso duro de roer, en un encuentro por la tercera fecha de la eliminatoria, en el estadio La Bombonera, otra vez vacío de pasión futbolera, con los hinchas recluidos delante de un televisor por la pandemia.

Los guaraníes le han dado de beber más de un trago amargo a los argentinos. El último fue el empate dramático que Argentina (1-1) logró en la Copa América de Brasil-2019.

En la tabla de la eliminatoria, Argentina suma el ideal de seis puntos igual que Brasil, pero una peor diferencia de gol lo baja al segundo puesto. La Albiceleste viene de una pálida victoria ante Ecuador (1-0) y conquistado la altura de La Paz, tan temida por los argentinos, con triunfo ante Bolivia (2-1).

Un gol de penal de Messi y casi nada más fue la gris faena ante los ecuatorianos en La Bombonera. Una guapeada de Lautaro 'Torito' Martínez y una estocada de Joaquín Correa consumaron en la red un mejor funcionamiento colectivo en la segunda etapa en el Hernando Siles.

Los guaraníes cosechan cuatro puntos al igual que Colombia, pero con menor diferencia de gol. Están en carrera con un anhelante cuarto puesto. La eliminatoria sudamericana otorga cuatro cupos directos y el quinto jugará un repechaje con un seleccionado de otro continente.

En Paraguay, Ángel Romero había remontado con sendas anotaciones un gol de André Carrillo para Perú en Asunción. Otro impacto sobre la hora de Carrillo selló el empate (2-2).

Gastón Giménez marcó el gol de la victoria ante Venezuela (1-0) en Mérida. Pero el héroe guaraní fue el arquero Antony Silva que atajó un penal con el último suspiro del juego.