Una Francia con ganas de revancha, una Dinamarca que quiere confirmar su sorprendente verano y Cristiano Ronaldo a las puertas de la historia: las selecciones europeas están de vuelta el miércoles para la cuarta jornada de la fase de clasificación del Mundial-2022 de Catar, casi dos meses después del final de la Eurocopa.

¿Será un día de gloria para Ronaldo? Contra Irlanda el miércoles en el grupo A, el portugués, que ha marcado 109 goles con la 'Seleçao', tiene la oportunidad de convertirse en el máximo anotador de la historia de las selecciones, un récord que comparte actualmente con el iraní Ali Daei.

Con siete puntos, los mismos que Serbia, segunda clasificada con quien empató 2-2 en marzo, Portugal puede distanciarse provisionalmente si vence a los irlandeses, ya en dificultades con dos derrotas en otros tantos partidos.

TAMBIÉN LEA: Martins encabeza la lista de legionarios en La Verde

En la llave D, Francia, después de su fracaso en la Eurocopa al eliminarse en octavos de final contra Suiza, se verá las caras con Bosnia-Herzegovina.

Los 'Bleus' (7 puntos) llevan cuatro unidades de ventaja sobre Ucrania, que viaja a Kazajistán, última con un punto, uno menos que Finlandia.

Sensación de la última Eurocopa donde alcanzó las semifinales, Dinamarca se ha instalado sólidamente en el liderato de su grupo F después de un pleno de tres victorias.

Con la visita de Escocia, segunda, los daneses tienen la opción de alejar a su inmediato perseguidor a siete puntos, en caso de ganar.

Otro duelo en lo alto de la tabla en la llave H será el Rusia-Croacia, dos equipos separados por seis puntos y que se vieron las caras en cuartos de final del Mundial-2018, con triunfo croata.

Finalmente, en el grupo G, cuatro selecciones están separadas por apenas un punto. Turquía lidera con 7 unidades y recibe a Montenegro (3ª, 6 puntos), mientras que Países Bajos (2º, 6 pts) viajará a Oslo para medirse a Noruega (4ª, 6 pts), otro rival directo.

Comentarios