El fin de semana, el futbolista africano Ousmane Coulibaly, de 32 años, se desplomó sobre el césped en pleno partido de fútbol y comenzó a convulsionar durante el partido entre Al-Rayyan y Al-Wakrah.

Ousmane fue auxiliado por su compañero de equipo el colombiano James Rodríguez que actuó con rapidez y acomodó la cabeza del jugador, en una manibra clave para salvarle la vida antes de la llegada de los servicios médicos.

Según confirmó el cuerpo médico del Al- Wakrah, la decisión que tomó Rodríguez le permitió a Coulibaly poder respirar de manera adecuada mientras sufría el episodio cardíaco.

TAMBIÉN LEA: Caso Djokovic: Confesiones del tenista dan un giro a la investigación en Australia

“La condición de nuestro jugador Coulibaly se estabilizó después del ataque cardíaco que sufrió, y actualmente se está sometiendo a exámenes integrales en el Hospital Hamad para mayor tranquilidad”, dijo el club a través de sus redes sociales sobre la recuperación del jugador.

Ousmane se desplomó al minuto 42 y el árbitro del encuentro decidió dar por finalizada la primera etapa del duelo que se disputó en el estadio Al-Gharafah, de Doha.

Al final del partido, el equipo de James terminó con la victoria por 3-0. El colombiano marcó dos tantos en el duelo válido por la fecha 13 de la Qatar Stars League.

Comentarios