La FIFA alista una revolución total en el fútbol. El máximo organismo del balompié mundial probó durante estos días en la Future of Football Cup, un torneo de clubes de categoría juvenil, nuevas normas que cambiarán significativamente este popular deporte.

Entre los cambios más llamativos se encuentra que la duración de partidos fue de dos tiempos de 30 minutos cronometrados. El reloj se para cuando el balón está fuera del campo de juego y se reanuda el cronómetro cuando vuelve a 'rodar' el balón.

Después del aumento de tres a cinco cambios por el apretado calendario en plena pandemia del Covid-19, ahora la FIFA ensaya las sustituciones ilimitadas.

TAMBIÉN LEA: Hugo Dellien espera acreditación oficial de su participación en los Juegos Olímpicos

Además, las tarjetas amarillas tendrían un castigo adicional de 5 minutos fuera de la cancha para el jugador que sea amonestado. Una medida que pretende evitar el juego duro y favorecer las situaciones de superioridad numérica.

El cuarto gran cambio es que la FIFA analiza que los saques de banda sean con el pie y ya no con la mano, como funciona hasta hoy en día. Además, el encargado de sacar tiene la opción de no pasar a un compañero y realizar una conducción individual.

Uno de los objetivos principales de la FIFA es potenciar la emoción en un público más joven. Sin embargo, hay muchos hinchas del fútbol que rechazan estos tipos de cambios porque consideran que se alejan de la esencia del fútbol tradicional.

Comentarios