El líder París SG, que derrotó al Olympique de Marsella 2-1 este domingo en el Parque de los Príncipes, dio un paso de gigante hacia el título: al término de la 32ª fecha de la Ligue 1 cuenta con 15 puntos más que el Marsella (2º), a falta de 18 puntos por disputarse.

El brasileño Neymar, con un remate acrobático de volea a pase del italiano Marco Verratti, abrió el marcador para los parisinos (12). El croata Duje Caleta-Car aprovechó una indecisión de Marquinhos y del arquero Gianluigi Donnarumma en un córner para poner el 1-1 (31), antes de que Kylian Mbappé convirtiese un penal provocado por Neymar justo antes del descanso (45+5).

El delantero francés batió al arquero español Pau López para firmar su séptimo -y quizá último- gol en un clásico francés.

El conjunto dirigido por Mauricio Pochettino podría coronarse de nuevo campeón de liga -la décima de su historia- el miércoles si mejora ante el Angers el resultado del Marsella contra el Nantes.

- El mejor Neymar -

'Ney' respondió a lo que de él se espera y fue aclamado por el público parisino después de ser el héroe de los suyos con un gol y un penal provocado tras un centro-chut que tocó en el brazo del volante visitante Valentin Rongier.

Sus seis goles en los tres últimos partidos y varios gestos este domingo que pusieron de relieve la clase que atesora constatan la mejor versión del exjugador del FC Barcelona.

Aunque ni siquiera esta victoria ante el gran rival en Francia hizo olvidar a los aficionados parisinos la debacle colectiva ante el Real Madrid que costó la eliminación de la Champions.

Los ultras del CUP (Colectivo Ultras Parisinos) mantuvieron su huelga de animación. Apenas se dejaron oír para entonar cánticos y pitidos contra el conjunto visitante.

"Creo que el PSG jugó mejor. Lo más importante son los tres puntos. Siempre esperamos que nuestros aficionados nos den su impulso, su energía. Ya expresaron su hartazgo, está la libertad de expresión, es su forma, yo la respeto", afirmó Pochettino.

Pero el PSG está muy cerca del récord del Saint-Étienne, que conquistó su décimo título liguero en 1981.

Tags

Comentarios