Paulo Soleto

Desde hace años y en una casa prefabricada con calaminas viejas vive a la señora Bárbara Mamani junto a sus cuatro nietos, ella fue estafada por un hombre que le vendió una propiedad inexistente en la localidad de Copacabana, El Alto.

También te puede interesar: Al menos un adulto mayor al día es abandonado en el Hospital de Clínicas de La Paz

La abuelita vive hoy en medio de una cancha, “He invertido mi trabajo, yo estoy mal de los pies y ya no cuento con recursos”, relataba entre lágrimas, a tiempo de señalar que también fue abandonada por su esposo.

La señora Bárbara vive de la poca ayuda que le brindan algunos de sus vecinos, no tiene agua ni luz, conseguir alimento se le torna más complicado. 

Se dedica a lavar ropa ajena mientras cuida de sus cuatro nietos que tienen 8, 7, 5 y 1 año de edad que le han sido encargados por su hija, una madre soltera que sale a trabajar. Ninguno de los niños tienen certificado de nacimiento y tampoco van a la escuela.

La abuelita que pasa frío y hambre señala que quiere vender dulces si logra reunir algo de capital, ella recibió ayuda de la alcaldía alteña que le llevó víveres según informó la alcaldesa Eva Copa que llegó hasta el lugar.

Bárbara Mamani y sus cuatro nietos necesitan alimentos, ropa y un lugar donde vivir, si usted desea aportar con un granito de arena puede hacerlo comunicándose al número telefónico 605-58853. 

Comentarios