Minutos antes de iniciar un operativo para intervenir locales nocturnos, el alcalde de La Paz, Iván Arias, se manifestó molesto por ciudadanos que incumplen las medidas que buscan frenar el contagio del Covid-19. La autoridad señaló que ante esta situación, propondrá medidas duras en la próxima reunión del Comité de Operaciones de Emergencia Departamental (COED) que se realizará el lunes.

“Inconciencia”, con esa palabra definió Arias, el incumplimiento de las medidas de bioseguridad que había decretado el municipio para frenar los contagios de coronavirus.

La autoridad se mostraba molesta pues se iba a iniciar un operativo en la zona de Riosinho para controlar que se cumplan las restricciones y ya tenían identificados al menos seis locales que estaban atendiendo y vendiendo bebidas alcohólicas.

El lunes voy a proponer medidas duras para  que la peste no acabe con la ciudad”, señaló molesto.

La autoridad señaló que las medidas que se decretaron el lunes buscaban frenar los contagios en La Paz que desde hace días viene experimentado un incremento de casos.

“La peste está subiendo y los paceños no nos estamos cuidando. Cuando la gente se esté muriendo en la puerta de hospitales dirán que las autoridades no hemos hecho nada”, señaló.




Comentarios