El menor que resultó con quemaduras de segundo y tercer grado luego de que su madre lo rociera con alcohol, se encuentra recibiendo atención médica en el Hospital Arco Iris de la ciudad de La Paz.

La médico a cargo de su atención manifestó que el menor se encuentra con una evolución lenta pero favorable, donde este pasado lunes recibió su tercera limpieza quirúrgica.

El niño de tan solo nueve años presenta quemaduras en el rostro, tórax, en la región cervical y miembros superiores, al menos un 28% de su superficie corporal se encuentra afectada por lo cual, aún requerirá atención médica especializada, entre 30 a 60 días, según consideran los médicos.

Los encargados del hospital aseguran que el menor ha recibido visita de unos tíos, sin embargo, la mayor cantidad del tiempo está solo, bajo la custodia de Trabajo Social.


El niño se encuentra ocho días internado en este centro médico donde recibe además recibe atención psicológica y psiquiátrica debido al trauma de lo que vivió por parte de su progenitora.

La Policía aprehendió este domingo a la madre del menor cerca de la plaza Murillo en La Paz, ella está acusada por tentativa de infanticidio por haberle provocado graves quemaduras como castigo por no haber doblado su ropa.

Comentarios