La red UNITEL se trasladó este fin de semana, hasta Comarapa, municipio cruceño que tiene una de las producciones más grandes de frutilla del país.

Grover Vargas, productor del lugar, contó gran parte del trabajo que se realiza para poder obtener este delicioso fruto. La plantación se realizaría a mediados del mes de febrero, para así el producto pueda empezar a madurar a partir del mes de mayo hasta agosto, donde ya se puede obtener el producto final.

El costo para realizar esta producción es muy alto, cerca de $US 18 mil en cada hectárea cubre las plantas, terrenos, plásticos, mano de obra, químicos, entre otros.

Este delicioso producto es enviado a Santa Cruz y otros departamentos del país. El municipio destaca la calidad del ‘oro rojo’.