Martín Irusta, abogado de las empresas cuestionadas por la ANAPOL, indicó que sus clientes se adjudicaron de manera legal para manejar la base datos de los exámenes de ingreso a esta institución, además, aclaró que ellos simplemente recibían las preguntas y las plasmaban para la prueba, posteriormente ellos emiten los resultados, ahora los pretenden acusar de una supuesta manipulación de los datos, por lo que manifestó que existe una Comisión de máxima instancia que está conformada por varios ministerios, que era quien pasaba los datos a las empresas.

Comentarios