Raquel Guerrero, abogada de Abraham, joven menonita flagelado en su comunidad, e Isaac Wall, jefe de la víctima, se refirieron al caso, afirmando que no es la primera vez que se registra un caso de esta magnitud en una colonia menonita, aseguran que pese a las denuncias que se hacen en algunas oportunidades los casos no tienen un procedimiento, ni un proceso, quedando sin efecto debido al rechazo que realizan los denunciantes, ya que no quieren regirse a las leyes de nuestro país, por lo que piden que se pueda hacer seguimiento al tema ya que el joven habría sido encadenado y flagelado por usar un celular.

Comentarios