Jaqueline Llanos, directora de la Defensoría Municipal de la Niñez en La Paz, indicó que en el departamento existen 379 que fueron abandonados y por ende esperan ser adoptados, indicó que de 10 menores que son abandonados sólo uno logra volver a su seno familiar de origen y los demás deben aguardar a poder ser adoptados, indicó que el problema va porque en nuestro país no hay la “costumbre” de otorgar un hogar a un menor.

Comentarios