La familia del joven que supuestamente fue secuestrado, afirman que una joven de origen brasileño llamaba a su hijo hasta que lo sacó de su vivienda, después ya no supieron de él, posteriormente recibieron una llamada donde les pedían el monto de $us de 80 mil para liberar al joven, el dinero debía ser enviado a una cuenta en el Paraguay; al contar sólo con la mitad del dinero, los supuestos secuestradores aceptaron y recibieron el monto, después habrían indicado que no soltarán al joven hasta que se cancele una deuda, que el padre de la víctima afirma desconocer, ahora pidieron ayuda a las autoridades policiales para investigar el caso.

Comentarios