Dinamarca anunció el jueves el cierre de una región donde surgió una versión mutante del coronavirus a causa de visones, mientras que Inglaterra iniciaba su segundo confinamiento en una Europa que vive una "explosión" de contagios, según la OMS.

En todo el mundo, el covid-19 ha causado más de 1,2 millones de muertos y contagiado a 48 millones desde diciembre pasado, según un recuento realizado por la AFP este jueves a partir de datos oficiales. Europa es la región donde el virus avanza más rápido.

"Vemos una explosión (...) en el sentido de que solo han sido necesarios un par de días para ver como la región europea registraba un incremento de más de un millón de casos", explicó a la AFP el director regional para Europa de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Hans Kluge.

El rápido avance de la segunda ola convirtió el jueves a Europa en la región más afectada del mundo, con 11,7 millones de casos (de ellos 293.000 decesos), superando en contagios a América Latina y el Caribe, que suman 11,4 millones de contagiados y casi 407.000 muertos.

Por si fuera poco, se sumó la inquietud por una mutación del virus en Dinamarca que podría amenazar la eficacia de una futura vacuna para los humanos.

El país nórdico anunció este jueves que, a partir de esta noche, más de 280.000 habitantes de siete municipios de la región de Jutlandia (noroeste) deberán quedarse en sus localidades para impedir nuevos contagios del coronavirus mutado proveniente de visones.

Más de 15 millones de visones serán sacrificados, tras descubrirse la mutación del virus, transmitida a 12 personas. "Los ojos del mundo nos contemplan", afirmó la primera ministra, Mette Frederiksen.

En Reino Unido, el país europeo más castigado por la pandemia con casi 48.000 muertos, los 56 millones de habitantes de Inglaterra sólo podrán, desde este jueves y durante cuatro semanas, salir de sus casas para comprar comida, ir al médico, hacer ejercicio o ir a trabajar si no pueden hacer teletrabajo.

Tras haberse resistido a un segundo confinamiento, el gobierno de Boris Johnson siguió los pasos de vecinos como Francia e Irlanda.

Relajamiento en América Latina y más casos en EEUU

En America Latina, por el contrario de Europa, las medidas se han relajado. 

En Perú (911.787 casos y 34.671 fallecimientos), el país con la mayor tasa de mortalidad en el mundo con 107,27 muertes cada 100.000 habitantes, las iglesias celebrarán misas y ceremonias a partir del 15 de noviembre. 

Cada vez más ecuatorianos están relajándose frente a la pandemia, lo que llevó a ciudades como Guayaquil a anunciar restricciones para los fines de semana y las fiestas de fin de año, mientras en Quito se multiplicaron las aglomeraciones, principal vector de contagio.

En medio del fragor de sus peleadas elecciones, Estados Unidos registró un nuevo récord diario de 123.085 nuevos contagiados sumando más de de 23 mil casos al pico registrado el día anterior, según un recuento de la Universidad Johns Hopkins.



Comentarios