Rodolfo Hernández rehusó este jueves asistir a un debate con su rival en el balotaje presidencial, el exguerrillero Gustavo Petro, pese a una orden judicial para consensuar un encuentro con el senador izquierdista. La segunda vuelta está fijada para este domingo.

El constructor de 77 años sostuvo que trató de cumplir la sentencia emitida el día anterior, pero su adversario en las reñidas elecciones del domingo "demostró que prefería desconocer el preciso mandato judicial para convertirlo en una expresión publicitaria".

"Doy por concluida cualquier posibilidad de seguir el mandato judicial" que "concluyó a las 18:00", dijo Hernández en un transmisión de redes sociales.

En la mañana, el candidato había fijado varias condiciones para el debate, entre ellas que tuviera lugar en la ciudad de Bucaramanga -donde fue alcalde entre 2016 y 2019- y una lista de moderadoras.

Puedes leer. Colombia: Petro y Hernández, en la recta final para la segunda vuelta
 
Petro aceptó los términos casi de inmediato. "Yo no pongo condiciones a este debate. Ninguna. Dejo en manos del Sistema de Medios Públicos (RTVC) todos los detalles", expresó en una carta el vencedor de la primera vuelta con el 40% de los apoyos.

Para Hernández, "al afirmar que no ponía condiciones (Petro) demostró que prefería desconocer el preciso mandato judicial para convertirlo en una expresión publicitaria".

Con su sencillo mensaje anticorrupción difundido en Facebook y TikTok, el millonario obtuvo el 28% de los votos en la primera vuelta, derrotando a los partidos tradicionales para meterse en el balotaje.

Ahora las encuestas lo ubican en un empate técnico con Petro, quien genera recelo entre empresarios y militares temerosos de un inédito gobierno de izquierda.

En las últimas semanas Hernández declinó su participación en los debates por considerarlos "polarizantes y de odio". Pero un juez de Bogotá le ordenó a ambos candidatos programar un encuentro "de manera conjunta" y "a más tardar el día jueves 16 de junio de 2022".

Los debates son "un derecho del candidato para exponer sus ideas, pero al mismo tiempo un deber frente al conglomerado social", argumentaron los magistrados en su decisión.

La campaña de Petro citó a varios delegados de Hernández para pactar los términos del debate en una reunión a mediodía en las instalaciones de RTVC. Los representantes de su adversario no asistieron al encuentro ni aceptaron la invitación para conectarse de forma remota.

Hacia el final del primer turno electoral, Petro también dejó de asistir a algunos debates como protesta por un supuesto fraude contra las fuerzas de izquierda en las legislativas de marzo.

Comentarios