Nueve cadáveres fueron encontrados este viernes en una carretera del estado mexicano de Veracruz (este), una de las regiones más convulsionadas del país debido a la presencia del crimen organizado, informó el gobierno local.

Los cuerpos de nueve personas "fueron dejados allí" en una carretera, dijo en un mensaje a medios el gobernador Cuitláhuac García, asegurando que "no habrá impunidad".  

"Estamos reforzando ya la zona con el apoyo del gobierno federal (...) para dar con los responsables", añadió.

También te puede interesar: Hijo del Chapo mandó a matar a cantante mexicano por no asistir a su boda

El hallazgo se registró en una carretera del municipio de Isla, y junto a los cadáveres había un mensaje presuntamente de los autores del crimen, que decía que entre los muertos están personas relacionadas con el secretario de Gobernación de Veracruz, Eric Cisneros, a quien se acusó en el mismo texto de estar coludido con narcotraficantes.

Sin embargo, García negó tal señalamiento: "El secretario está tranquilo y va a seguir trabajando normal", dijo a la prensa.

"La identificación de víctimas queda en manos de la fiscalía, pero puedo anticiparles que no se encuentra ningún familiar del secretario de Gobierno entre las víctimas", agregó el gobernador.

Veracruz es uno de los estados más afectados por la violencia de cárteles del narcotráfico, que se disputan su territorio, asentado a lo largo de la costa del Golfo de México, así como por la colusión de criminales con autoridades.

"Vamos a actuar de manera contundente con todos los grupos que antes tenían acuerdos con las administraciones estatales y hoy se les combate con todo el rigor de la ley", enfatizó García.

Este tipo de hallazgos se ha vuelto una constante en el país, pese a los esfuerzos del gobierno para combatir el crimen organizado.

El jueves una camioneta con 10 cuerpos sin vida fue abandonada al exterior del palacio de gobierno del estado de Zacatecas, en el norte del país.

"Hay enfrentamientos entre grupos y desde luego es una provocación ir a dejar los cuerpos" en sitios públicos, dijo este viernes el presidente Andrés Manuel López Obrador sobre el incidente de Zacatecas en su habitual conferencia matinal.

México suma, según cifras oficiales, más de 300.000 asesinatos desde diciembre de 2006, cuando el gobierno federal lanzó un polémico operativo militar antidrogas.

La autoridad no precisa cuántas de estas víctimas son consecuencia del combate militar a las mafias, una estrategia que los gobiernos mexicanos han mantenido desde entonces.


Comentarios