Un niño de ocho años mató a una menor de un año e hirió a otra con la pistola de su padre en Estados Unidos (EE.UU). ​

El fatal suceso pasó el fin de semana en un hotel en Florida. Autoridades informaron que el padre del niño dejó su arma en el armario de su habitación en una funda, que consideró segura. 

Cuando el tutor del menor salió de la habitación, el niño encontró el arma, “empezó a jugar con ella” y disparó una bala que mató al bebé e impactó en otra niña pequeña, según informó en una rueda de prensa el sheriff del condado de Escambia, Chip Simmons, en conferencia de prensa reportan medios de EE.UU.

El hombre es un exrecluso y ahora es acusado de varios delitos, entre estos portación ilegal de arma por un delincuente convicto. El hombre fue detenido; sin embargo, a las horas quedó en libertad bajo fianza  mientras continua la investigación. 

Según datos del grupo de defensa ‘Everytown for Gun Safety’, en lo que va de año se han producido al menos 126 tiroteos no intencionados por parte de niños en Estados Unidos, con el resultado de 55 muertos y 78 heridos, detalla Infobae.

Comentarios