A casi una semana de la muerte de un bebé que sufrió quemaduras en un hospital de Warnes aún no existen personas detenidas, este jueves declarará otra enfermera, mientras que la familia sólo exige justicia.

Comentarios