Calles y avenidas se han convertido prácticamente en un río debido a la intensa lluvia que cayó la jornada del miércoles en el municipio de Quillacollo.

Las imágenes mostraron cómo quedaron las vías que se hacían intransitables para la población, además de la caída de la granizada que provocó que muchos canales de drenaje se tapen.

La Alcaldía y la Gobernación aún realizan una evaluación de los daños causados por este problema climático.

Comentarios