La Intendencia de ciudad de El Alto, intervino cantinas clandestinas que funcionan camuflándose en tiendas de barrio en la zona del Distrito 3.

El intendente municipal indicó que estos bares que son conocidos como ‘cementerio de elefantes’, lugares donde las personas acuden a consumir bebidas alcohólicas por largas horas o hasta varios días.

Los propietarios de estos dos lugares junto a otras personas que se encontraban en el lugar fueron aprehendidos con fines investigativos.

Para poder ingresar a estos lugares no cualquier logra ingresar, ya que hay claves donde los dueños los meten a otros ambientes y les proporcionan bebidas de pésima calidad.