En un local del municipio de Quillacollo, muchas personas procedían a festejar ‘compadres’ en el lugar, por lo que personal de la Alcaldía y la Policía llegó hasta el lugar para desalojarlos.

Durante la intervención se pudo evidenciar que muchas personas se encontraban en estado de ebriedad e infringiendo las medidas de bioseguridad.


Al momento de ser desalojadas, las personas que trabajaban en el lugar agredieron al equipo de prensa debido a la molestia por la intervención y se captados por las cámaras.

La Policía procedió al desalojo de las personas de este local y además, la Intendencia municipal clausuró el lugar debido a la infracción que cometieron en pleno rebrote de la pandemia.

Comentarios