El lunes se llevó adelante el paro convocado por gremiales y que fue apoyado por el movimiento cívico y otros sectores como el transporte y plataformas ciudadanas. Una exsenadora y un politólogo se refieren al tema y analizan este nuevo escenario de conflictos que tiene que ver con el proyecto de ley contra la legitimación de ganancias ilícitas.

Para la exsenadora por el MAS, Adriana Salvatierra, las movilizaciones corresponden a que "hay tensiones que ciertos actores políticos que se niegan a apaciguar" y además "hay quienes más allá de la democracia utilizan mecanismos violentos para hacer política y uno de ellos es la desinformación".

Puedes leer: Para el Gobierno el paro solo fue cumplido por opositores y su militancia

Salvatierra defendió el proyecto de ley: "tiene un objetivo fundamental que es llegar a noviembre, cuando corresponde la evaluación del Estado ante la Gafilat, el grupo de acción financiera que investiga delitos como la legitimación de ganancias ilícitas, y en esa evaluación, se ajuste mecanismos del Estado contra este tipo de delitos", dijo Salvatierra a La Revista de Unitel.

(Puedes ver la entrevista completa en el siguiente video).


Para el politólogo Carlos Cordero los conflictos no surgen solos, sino que son provocados por decisiones que " promueven o despiertan la conflictividad" en sectores que sienten que serán afectados, como es el caso de la ley 'antilegitimación'. 

Puedes ver: Cooperativistas rechazan ley ‘antilegitimación’ y lanzan advertencia a Luis Arce

"Estamos viviendo un escenario de conflictividad, pero un momento inicial, en donde el Gobierno y distintos sectores de la sociedad están midiendo fuerzas"

Cordero cree que las leyes deben tener el consentimiento de la gente y que debe favorecer a la población y que ahora la percepción es que esta favorece al Estado al que se hace "más fuerte, más fiscalizador" por lo que "el ciudadano se siente vulnerado".

(Mira la entrevista completa en el siguiente video).

Comentarios