Luego de haber sostenido una reunión el Gobierno, la Central Obrera Boliviana (COB) acusó al Colegio Médico de Bolivia de intentar desestabilizar Luis Arce y exige la promulgación de la ley de emergencia sanitaria y suspender todas las medidas de movilización.

“Hemos sostenido una reunión para hacer conocer nuestra posición de este proyecto de ley de emergencia sanitaria”, manifestó Juan Carlos Huarachi, secretario ejecutivo de la COB.

En el pronunciamiento que fue leído desde la Casa Grande del Pueblo por un dirigente, la COB exige la inmediata suspensión de huelgas, paros y cualquier movilización que interrumpa los servicios del sistema de salud en Bolivia.

La COB acusa al Colegio Médico de Bolivia de “intentos de desestabilización política” e indica que en esta institución prima los intereses corporativos y políticos, en desmedro de los bolivianos.

El organismo que aglutina a los trabajadores del país, exige la promulgación y aplicación de la Ley de Emergencia Sanitaria, para controlar y luchar contra la especulación y el agio. Además, pide participar en la reglamentación de esta norma.

En contrapartida al Consejo Nacional de Salud, la COB anunció la conformación del Consejo Nacional de Organizaciones Sociales en Defensa de la Salud y la Vida, de la que formarán parte las organizaciones sociales que forman del movimiento afín al MAS denominado Pacto de la Unidad.

Asimismo, la COB se ha declarado en estado de emergencia y movilización permanente.

Comentarios