Tras haber sido postergada en al menos dos oportunidades, la tarde de este domingo se eligió a la nueva directiva de la Cámara de Diputados en la que están incluidos legisladores que fueron expulsados de Creemos y Comunidad Ciudadana que los acusan de tránsfugas.

Freddy Mamani volvió a jurar como presidente de los Diputados, en una sesión marcada por el bochorno entre legisladores de la oposición, los disidentes y los del Movimiento al Socialismo (MAS). 

El reglamento de la Cámara de Diputados establece que el presidente, primer vicepresidente, primer y segundo secretario de esta instancia legislativa le corresponden a la primera fuerza política, en este caso al Movimiento Al Socialismo (MAS).

El mismo documento señala que al bloque minoritario le corresponde la segunda vicepresidencia, así como la tercera y cuarta secretaría.

Para esta elección el MAS presentó su plancha, al igual que Creemos y Comunidad Ciudadana; sin embargo, legisladores disidentes también presentaron sus listas a nombre de los partidos para los que fueron elegidos.

Durante la sesión la diputada del MAS, Vania Crespo, señaló que como la oposición no se ponía de acuerdo para presentar una plancha única, entonces se procedía a votar por mayoría absoluta para definir la elección. Fue de esta manera que se abrió la puerta para que los disidentes sean elegidos como parte de la directiva de los Diputados. 

La directiva quedó conformada de la siguiente manera: 

Presidencia: Freddy Mamani

Primera Vicepresidencia: Miriam Martínez (MAS)

Segunda Vicepresidencia: Edwin Rosas Urzagaste (Disidente de CC)

Primera Secretaría: Alexandra Zenteno (MAS)

Segunda Secretaría: Enrique Gunay (MAS)

Tercera Secretaría: Wálter Villagra (CC)

Cuarta Secretaría: Sandra Paz (Disidente de Creemos)









Comentarios