Tras conocerse que el paro de 48 horas convocado por el sector gremial y otros sectores fue suspendido y más bien se llevan adelante movilizaciones, el Gobierno sostiene se ha reunido con los sectores que rechazan la Ley 1386 y estos están entendiendo que no les afecta y que es importante combatir las actividades ilícitas.

Gradualmente la gente está comprendiendo que esta ley combate las ganancias ilícitas generadas por el narcotráfico, por el tráfico de órganos, por el tráfico de niñas”, sostuvo Jaime Durán, vocero del Ministerio de Economía.

También te puede interesar: Gremiales se movilizarán en la mañana y realizarán un cabildo para definir nuevas medidas

Durán señaló que para el Gobierno el comercio informal, no es sinónimo de comercio ilegal y que esto ha sido transmitido a los sectores con los que han tenido contacto.

“Los capitales que manejan nuestros pequeños gremiales son pequeños, estamos hablando de 60 mil y 80 mil bolivianos como máximo, entonces esta ley no está destinada a combatir lo que ellos hacen, más bien garantiza que sus actividades se realicen con normalidad”, señaló Durán.

Para el representante del Gobierno “no es correcto abrogar” la Ley 1386 pues en Bolivia se fomenta el comercio lícito. “No creo que exista ningún ciudadano diga está bien que hayan ganancias del narcotráfico o que hayan ganancias de la corrupción”, señaló.

Durán también señaló que el Gobierno está dispuesto al diálogo y aseguró que han sostenido reuniones con la Confederación de Gremiales de Bolivia;  sin embargo, hoy el máximo dirigente del sector, Francisco Figueroa, descartó el encuentro explicó que no buscan cambiar la Ley 1386, sino su abrogación.

Es importante que abramos estos escenarios de diálogo, que por parte del gobierno ya se han hecho, varias de las organizaciones ya se han reunido con distintas instancias del ejecutivo para conocer los alcances de la Ley 1386”, sostuvo.

Comentarios